viernes, 18 de febrero de 2011

Anotaciones sobre el Palacio de los Fajardo de Cehegín.



Se ha escrito en muchas ocasiones sobre el palacio de los Fajardo, edificio emblemático del patrimonio cultural de Cehegín. Pero sobre su historia quizás no se ha profundizado en exceso, o, al menos, no se ha hecho acorde a la importancia que sus constructores y propietarios tuvieron en el marco económico y político local. Ya hablábamos hace días en la sección de personajes cehegineros de d. Juan Fernando Álvarez Fajardo,  pero los orígenes de la casa se remontan más atrás, seguro hasta el XVII, ya que sabemos que, al menos, en la primera mitad del siglo XVI no existía el palacio. El escudo que encontramos en la fachada principal ya nos acerca  y retrotrae hasta mediados del diecisiete a los Fajardo Fuentes (la denominación de Fajardo Roca, que hemos visto en muchas publicaciones, para este escudo, es errónea). Es casi seguro que la fachada y, posiblemente, la casa fuesen construidas en tiempo de d. Juan Fajardo Fuentes, importante personaje local del siglo XVII, que fue hijo de D. Juan Fajardo Álvarez, el Capitán y de doña Ana Fajardo Fuentes. El escudo nos lleva a ellos. En este personaje se unen los apellidos Álvarez, Fajardo, Fuentes y Castellanos. Los descendientes de la rama  genealógica serán los herederos del palacio. Por ello ya os hablaba el otro día sobre la figura de d. Juan Fernando, que vivió en el siglo XVIII, prácticamente 100 años después. Los antecesores de estos Fajardo y de la otra línea importante, los Fajardo Molina, sabemos que tenían casas en esta zona en el siglo XVI. Lope de Chichilla, personaje poderoso y polémico, vivía en lo que parece ser la casa que existía antes del palacio. Esto era, por otro lado, muy común, ya que las familias, en este tiempo tendían a agruparse, fundamentalmente buscando la protección del grupo. Eran tiempos de rivalidades y conflicto con otras familias poderosas. Los Chinchilla Fajardo gobernaron prácticamente Cehegín durante la primera mitad del siglo XVI y ya lo sacaremos a relucir, que tiempo hay para ello, pero en su época, el palacio aún no existía. En fin, que no quiero liar demasiado el tema en este aspecto. La cuestión de los últimos Fajardo propietarios del palacio la veremos, que la cosa tiene interés a raudales.

5 comentarios:

  1. Magnifico comentario y muy ilustrativo.
    A proposito de los Fajardo. Mis antepasados llevaban ese apellido y tambien eran de cehegin.Pero creo que poco tenian que ver con la rama de los dueños de ese palacio porque eran braceros y pastores a finales del siglo XIX. Se de ellos que les apodaban los Mencia, pero no se porque tenian ese apodo los fajardos de mi familia.

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. Muchas gracias por la atención de leer el blog. El hecho de que usted lleve el apellido lleve el apellido Fajardo no significa que tuviese, forzosamente que estar emparentado con los Fajardo del palacio o con sus parientes. El tema de los apellidos en la Edad Moderna es muy curioso, ya que a veces puede haber hermanos que tengan apellidos diferentes. A veces se ponía el apellido del noble a quien se servía, otras veces otros relacionados con cuestiones diferentes. Por ejemplo en el año 1595 había dos moriscos que llevaban el apellido Fajardo, y varias familias de la villa lo llevaban sin tener absolutamente ningún lazo de sangre con los Fajardo nobles. En esta época estaba de moda, por lazos clientelares poner este apellido en honor de los marqueses de los Vélez que eran Fajardo, y comedadores de la Encomienda de Caravaca. No obstante, aunque usted no lo sepa, también pudiera ser que venga de alguna rama colateral de los Fajardo del palacio o de los otros, pues hubo muchas ramas familiares de los mismos. Un afectuoso saludo.

    ResponderEliminar
  4. En cuanto al apodo de Mencía, debe de venir, y quizás si investiga su árbol genealógico así lo ecuentre, y que en algún momento tuviese una antepasada que se denominase de nombre Mencía, un apelativo muy castellano y utilizado en la Edad Media y Moderna. Sus hijos serían denominados los de la Mencía y así, a posteriori se formaría el apodo. Ahi otros casos parecidos documentados por los padrones en que vienen los apodos. Un saludo de Nuevo.

    ResponderEliminar
  5. Muchas gracias por todas las aclaraciones; y por difundir de forma tan interesante la historia de Cehegin, el pueblo de mi padre.Tendre que acercarme por el archivo parroquial; me resulta curioso lo del apodo Mencia. Ademas que nunca está de mas visitar ese encantador pueblo con tanta historia interesante.
    Un cordial saludo.

    ResponderEliminar